La Guindalera lleva «Tres hermanas», de Chéjov, a los teatros del Canal

La presencia de Chéjov en la cartelera es siempre una buena noticia -especialmente con textos de la entidad de «Tres hermanas»-, pero lo es más si va acompañado con el sello de Juan Pastor y del teatro Guindalera, que han probado a lo largo de los años una especial sensibilidad hacia la obra del dramaturgo ruso, y cuyos montajes van siempre acompañados por la sencillez y el buen gusto.

La actualidad de la obra es lo que movió a Juan Pastor a iniciar un análisis de la obra que, un año después, ha desembocado en el montaje que se presenta en los teatros del Canal (la segunda casa de Guindalera). «Hemos puesto el foco en la necesidad de un cambio en unos personajes incapaces de entender el presente», explica Juan Pastor. El director cita el estudio de Lee Trepanier, que hablaba de una «estupidez honorable» en las protagonistas; «esa estupidez es la que les impedirá conseguir sus objetivos». Y es la misma, añade, que amenaza a nuestros dirigentes a no entender el cambio que se está produciendo en la sociedad actual que, ha escrito, «como consecuencia de la falta de comprensión o incapacidad de sus líderes ante lo que está sucediendo, ante la tan mencionada crisis, estúpidamente se están perdiendo una serie de valores en nuestro “Estado del bienestar”, mientras estúpidamente aparecen otros aspectos negativos por la insistencia de asumir una responsabilidad necesaria para mantener precisamente ese sistema.. El montaje, sin embargo, no es una adaptación; «en nuestro montaje se va a ver el texto, la época y la caracterización de Chéjov, solo que en en un contexto contemporáneo. Por ejemplo, las tres hermanas pìerden la casa en la que viven, pero el espectador verá los desahucios».

Victoria dal Vera, María Pastor y Ariana Martínez encarnan, respectivamente, a Olga, Masha e Irina, las tres hermanas. Les acompaña un reparto que completan Raúl Fernández, Susana Hernáiz, Juan Pastor, José Bustos, José Troncoso, José Maya, Carles Moreu y Aurora Herrero. Buena parte de ellos forman parte desde hace años de la «familia Guindalera» y están familiarizados con el estilo y el tipo de trabajo de la compañía.

El montaje de Juan Pastor presenta, según explica él mismo, dos realidades. La de los propios personajes y la de una compañia de actores españoles que montan «Tres hermanas» «porque en ella cree descubrir como ante un espejo ciertas claves que le ayuden a comprender la realidad de su entorno más cercano».

Comprender la naturaleza humana era, sigue Pastor, la obsesión de Anton Chéjov. «“Tres hermanas” es incluso una obra más profunda que “El jardín de los cerezos”. Chéjov estaba planteándose un cambio en su dramaturgia; en “La novia”, su último relato, ya se adivina la esperanza de un cambio a mejor. Si no hubiera muerto -falleció en 1904, tres años después del estreno de “Tres hermanas”-, hubiera dejado obras inmensas».

Esta producción, que ha encontrado financiación en el micromecenazgo, no solo es muy coral en lo interpretativo, como reconoce el propio Juan Pastor, sino en la propia organización de la compañía: todos han hecho de todo, como bien señalan los actores. Así, por ejemplo, José Bustos firma también el espacio sonoro; José Troncoso es ayudante de producción, y Victoria dal Vera se ha encargado de la utilería.

Click aqui para leer la noticia completa en la web del autor: http://www.abc.es/cultura/teatros/abci-guindalera-lleva-tres-hermanas-chejov-teatros-canal-201601212025_noticia.html

ABC

Valora la noticia
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on TumblrEmail this to someone
Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.